Citas: 699 405 587
  • ¿Es posible la cirugía del aumento de mama sin dolor?

    ¿Es posible la cirugía del aumento de mama sin dolor?

    Dr. Roqués Escolar, Vicente. Anestesiólogo ANESMUR.  HCU Virgen de la Arrixaca. Murcia.

     

    El aumento mamario, técnicamente conocido como mamoplastia de aumento, es un procedimiento de cirugía estética indicado para mejorar el tamaño y la forma del pecho de la mujer.

     

    En la actualidad, es una de las intervenciones más solicitadas en España dentro de las que se engloban en la cirugía estética.

    No obstante, a pesar de su demanda y de que sus resultados son habitualmente muy satisfactorios, el dolor percibido tras la cirugía por la paciente está considerado moderado-severo en la mayoría de los casos. El anestesiólogo se ve obligado a utilizar múltiples fármacos para evitar que aparezca este inevitable efecto producido por la cirugía. Pero muchos de estos fármacos pueden producir desagradables efectos secundarios y retrasar la recuperación postquirúrgica.

    Para evitar el empleo de un elevado número de fármacos analgésicos y sus efectos adversos, los anestesiólogos emplean con frecuencia lo que se conocen como “bloqueos nerviosos”. Estas técnicas impiden la conducción dolorosa desde los nervios hasta el cerebro evitando casi por completo la presencia de dolor tras la cirugía.

    El dolor producido tras el aumento mamario, es la consecuencia del espacio creado quirúrgicamente entre los músculos pectorales para introducir la prótesis y la posterior distensión producida por la misma.

    Para este tipo concreto de cirugías, en ANESMUR empleamos bloqueos selectivos sobre los nervios que recogen la sensibilidad de los músculos pectorales, evitando así que el estímulo doloroso generado por la cirugía sobre estos músculos pueda transmitirse hasta el cerebro. Mediante el uso de ecografía y una vez la paciente está dormida, el anestesiólogo introduce una aguja entre los dos músculos pectorales (pectoral mayor y menor) depositando una cantidad concreta de anestésico local que se calcula según el peso de la paciente. Este anestésico local actúa sobre los nervios pectoral medial y lateral, que son los que se encargan de recoger la sensibilidad y proporcionar la información motora necesaria para la contracción de estos músculos. De esta manera, el despertar de la paciente resulta mucho más confortable y satisfactorio, empleando un reducido número de fármacos analgésicos que mejorarán el despertar y la recuperación postoperatoria.

    Los riesgos secundarios a este tipo de técnicas son muy reducidos, y proporcionan un elevado bienestar y satisfacción sobre las pacientes sobre las que se realizan estos procedimientos quirúrgicos.

Categorías